Toyota lanza un nuevo plan estratégico


El plan estratégico 2020 Visión Global para los próximos 10 años se presentará el próximo jueves.

El plan marca un nuevo capítulo para una de las mayores automotrices del mundo después de que un período sin ganancias propulsara al heredero de la familia, Akio Toyoda, a su actual cargo en 2009.

Toyoda ha pasado sus dos primeros años de su presidencia consumido por la crisis provocada por los llamados a revisión de millones de sus vehículos por cuestiones de seguridad.

El cuarto de los llamados "comunicados de visión", que la compañía publica desde mediados de 1990, es uno de los documentos que, si bien a menudo son redactados de manera opaca, han demostrado ser importantes a la hora de trazar su dirección de cara al futuro.

El nuevo plan desplazará al actual Plan de Visión Global 2020, que fue anunciado en 2007, dos años después de que el predecesor de Toyoda asumiera la presidencia. Los anteriores planes estratégicos solían poner de relieve conceptos imprecisos y algo abstractos tales como una "mejor ciudadanía corporativa" y "mayor delegación de responsabilidad a las operaciones fuera de Japón".

Representantes de Toyota aseguraron extraoficialmente que el actual presidente esbozó la idea de un nuevo plan como una plataforma para más discusiones sustanciales en la cúpula de la compañía, por lo que es muy probable que decepcione a los inversionistas, que aseguran que podría resultar "más de lo mismo" y que lo que se necesita es una estrategia precisa y detallada para infundir confianza en la gestión y restaurar la reputación de la marca.

"Me gustaría ver algo parecido [al plan] de Nissan, con muchos objetivos financieros detallados y metas de gestión, pero ese no es el estilo de Toyota", señaló Christopher Richter, analista en Tokio de Credit Agricole Securities Asia, en referencia a la iniciativa de 1999 de Nissan para volver a la rentabilidad.

Toyoda, que cumplirá 55 años en mayo, se convirtió en el líder más joven de la automotriz desde que su abuelo la fundó en 1937.

Fuentes de la compañía aseguran que una parte del plan consiste en la propuesta de reducir aproximadamente a la mitad el número de miembros de la junta directiva desde sus actuales 27.

Los seguidores de Toyoda dentro de la compañía ven la medida como un esfuerzo audaz de acelerar el proceso de toma de decisiones, pero sus detractores lo perciben como un intento descarado para consolidarse en el poder.

Fuente: EmpresasNews.com, 9 de Marzo de 2011